màs chistes

Jaimito le pregunta a su madre:
– ¡Mamá,Mamá! ¿Puedo ir a la piscina, hoy ponen el trampolín mediano?
– Claro que si hijo.
Y Jaimito llega a casa con el brazo roto.
Al día siguiente Jaimito le pregunta a su madre:
– ¡Mamá,Mamá! ¿Puedo ir a la piscina, hoy ponen el trampolín gigante?
– Vale pero pórtate bien.
Jaimito llega a casa con el otro brazo roto.
Al siguiente día Jaimito le pregunta a su madre:
– ¡Mamá,Mamá! ¿Puedo ir a la piscina, hoy ponen el agua?

¿De qué se le acusa?
– De haber hecho mis compras navideñas con anticipación.
– Pero eso no es un delito; ¿con cuanta anticipación las hizo?
– Antes que abrieran la tienda.

Advertisements
This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s